Curriculum

                            E-mail de la profesora Vázquez Hoys
E-mail

 
  Actualización:  14 mayo       2005           Nedstat Basic - Free web site statistics

English version..English 

             

       

.NOTICIAS HISTORIA- ANTIGUA _ARQUEOLOGÍA

  Escrituras megalíticas(IV-III milenio)  en Huelva

Principal
 

LA DIOSA ISIS

 

 

 

 

MAGIA Y PODER DE ISIS

"... Pues ni las largas barbas, Clea, ni el llevar mantos filósofos, ni los vestidos de lino ni un afeitado total hace devotos de Isis; sino que es Isíaco verdaderamente aquel que, cuando recibe por vía legal de la tradición lo que se enseña y practica en relación con esas divinidades, examina e investiga profundamente qué hay en ello".

(Plutarco, "Sobre Isís y Osiris". 252.3C.)

Nombre egipcio: Ast
Nombre  griego: Isis
Representación:   Mujer con un trono en la cabeza El origen de Isis todavía continúa siendo un misterio. Parece que en los comienzos era una diosa del Delta del Nilo, posiblemente de Buto, una diosa-madre que adoptó aspectos cósmicos por lo que estuvo muy identificada a su progenitora Nut, la diosa de la bóveda celeste, cuando ambas pasan a formar parte de la cosmogonía heliopolitana Y, por tanto, del mito osiríaco.
Su nombre en egipcio es Ast. Primitivamente fue una diosa-cielo, originaria de Behbet-el Hagar, en el Delta. Llevaba un trono (ast) sobre su cabeza y, originalmente, fue la representación del trono

Esta entidad femenina es una de las más importantes del panteón egipcio v precisamente su culto fue el último en desaparecer. Su popularidad provocó que éste se siguiera celebrando aun cuando en Egipto habían sido ya prohibidas las liturgias de los restantes dioses, cerrando sus santuarios desde el año 394 d. de C. Concretamente, el templo de Isis en Filé siguió manteniendo su culto hasta los años 535-540 d. de C. (dependiendo de la cronología utilizada), cuando por orden del emperador Justiniano se convirtió en centro de liturgia cristiana.

En su versión antropomorfa, Isis es representada como una mujer que lleva una túnica atada con el nudo"mágico"  y sobre su cabeza el trono que le da nombre.

 A comienzos de la XVIII Dinastía y en época  tardía es representada con  dos uraei  (a veces dos cuernos de vaca?) y entre ellos un disco solar , al modo de la diosa Hathor.

Se la identifica tambén por el  menat (también tomados de la diosa Hathor) y, en sus manos, también suele llevar el anj (ankh), un bastón papiriforme y el recipiente para el agua mágica utilizada en sus cultos.

 

Así, la veneración a Isis se introdujo primero en el mundo griego y más tarde en el romano, haciendo que traspasara los límites de su propio país. Se adoró en numerosos puntos de la cuenca mediterránea, donde están repartidos gran cantidad de iseum o iseión, voz griega empleada para designar un santuario grecoegipcio o grecorromano consagrado a esta diosa. Solamente en Roma se construyeron vados de estos recintos v la diosa protagonizó cultos mistéricos de gran importancia. 

El asiento de Horus.

El símbolo representativo de la diosa aparece va en los comienzos de la época dinástica, esto es, en la Primera Dinastía. Más tarde, en los Textos de las Pirámides, aparece mencionada como una deidad de gran importancia.

Su iconografía es la de una mujer que porta sobre su cabeza un asiento relacionado con el trono de Egipto, va que su nombre original egipcio (Ast) significa precisamente "asiento". Por ello cabría preguntamos: ¿Cuál es la procedencia del apelativo por el que popularmente se la conoce, es decir, "Isis"? Es común a prácticamente la totalidad de divinidades egipcias que sus nombres hayan pervivido a través del sonido con que en el mundo grecorromano les designaba; de este modo, por ejemplo, el nombre egipcio de Asir o Wsir se convierte en Osiris, el de Hrw en Horus o el de Inpu en Anubis.

A partir del Reino Nuevo podemos encontrar una nueva iconografía atribuible a Hathor y a Isis indistintamente, diferenciándose ambas exclusivamente por su nombre escrito en caracteres jeroglíficos sobre la figura en cuestión. Así, numerosos relieves Y pinturas la representan en forma humana o de vaca, ostentando sobre la cabeza unos cuernos en forma de lira que sujetan un disco solar entre ambos. Menos frecuente es su apariencia leontocéfala o con cabeza de león, aspecto con el que puede llegar a confundirse con Hathor v Sejmet, a las que se encuentra muy fusionada. Con mucha asiduidad podemos hallarla sosteniendo en sus brazos a su hijo Horus (en su faceta de Harpócrates), al que amamanta amorosamente, Quizá fue esta estampa maternal, tan profundamente conmovedora, la que indujo a los prime ros cristianos a adoptar tal iconografía para representar la Virgen María alimentando al Niño Jesús,

Otra de las múltiples formas en las que podemos encontrar a la diosa es dotada con grandes alas, con las que protege tanto a su esposo como al difunto. Relacionada con la fecundación la hallamos bajo la apariencia de un milano que es fecundado por el falo del fallecido Osiris, al que ella anima con el batir de sus alas como puede observarse, por ejemplo, en el templo de Seti I en Abidos o en el de Hathor de Dendera.

En entornos funerarios suele acompañarse de su hermana Neftis y de su esposo Osiris, desempeñando labores específicas en los funerales,

Como vemos, no es extraño que esta diosa esté sincretizada a Mut (esposa de Amón) o a Hathor entre otras muchas deidades femeninas. Este hecho no es más que el fruto de las distintas Variedades locales de las leyendas, convirtiéndose estas diosas en distintos aspectos de Isis, de manera parecida a lo que hoy entendemos por distintas manifestaciones de la Virgen María (la Virgen del Carmen, la Virgen del Perpetuo Socorro, la Virgen de los Desamparados, etc.). Los egipcios fueron muy proclives a estas asimilaciones o fusiones que remarcaban el concepto de dualidad tan importante en todos los aspectos del pensamiento de los habitantes del Egipto faraónico. Por ello no es extraño encontrar a otras deidades femeninas tales como Hathor, que aparecen como madres de Horus en cualquiera de sus múltiples aspectos. Un claro ejemplo lo encontramos en el templo de Hathor en Dendera; aquí, ésta aparece como progenitora de un joven Horus v esposa de un Horus adulto, que mora en el vecino templo de Edfú.

La leyenda del falo perdido

Bajo su aspecto de esposa v madre Isis, es protagonista de un relato mítico que, aunque con numerosas variantes locales, básicamente es el siguiente:

En el comienzo de los tiempos Isis y Osiris reinaban sobre la tierra egipcia. Ambos habían enseñado a los hombres todo lo necesario para su subsistencia (la agricultura, las bases de la civilización, etc.). Llevado por la envidia, Seth idea una estratagema para matar a su hermano Osiris y hacerse con el control de Egipto, Conocedor de ías enormes medidas físicas de Osiris crea un arca de bellísima factura y confabulado con 72 cómplices organiza una fiesta en la que promete será entregada esta "joya" a aquel que tenga las medidas precisas para caber en su interior. Cuando Osiris se introduce en la caja, ésta se cierra a conciencia Y se arroja al Nilo, siendo arrastrada por la corriente hasta la costa de Biblos, donde queda incrustrada en el interior de un hermoso árbol, que más tarde es cortado para construir una de las columnas del palacio del rey.

Al enterarse Isis de la desgracia, parte en busca de su esposo Y, preguntando a todo aquel que encuentra a su paso, sé entera de su destino. Ayudada por la reina extranjera, corta la columna y vuelve a Egipto con el cuerpo de su amado. Habiéndose enterado Seth del retorno de su hermano e indignado por su supervivencia, roba el cuerpo, troceándolo en varios fragmentos que arroja al río, para asegurarse la eliminación total de Osiris.

De nuevo su amada esposa parte por todo Egipto, reuniendo los trozos excepto el falo, que ha sido comido por un pez del Nilo. Por veneración a su esposo hace construir un templo en cada uno de los lugares donde encuentra un fragmento del dios, para que allí sea adorada la reliquia. Una vez que se hace con la totalidad del cuerpo, moldea un pene artificial y, con ayuda de Anubis, practica la primera momificación de la que se tiene constancia. Después se convierte en milano y batiendo sus alas sobre el cuerpo del fallecido v empleando sus dotes mágicas, reanima a Osiris v ambos, hombre y pájaro, se unen sexualmente, quedando ella fecundada de su hijo Horus, A partir de este momento, Osiris se convertirá en soberano del Más Allá y los difuntos se fundirán con él tras la muerte.

Mientras tanto Isis, refugiada en una isla del Delta, da a luz a Horus, al que mantiene escondido para evitar que su malvado tío Seth pueda causarle algún daño. Además, para proteger v asegurar aún más a su hijo, le hace vigilar por siete escorpiones, como menciona la llamada Estela Metternich. De este modo criará a su único hijo hasta que el primogénito sea lo suficientemente fuerte para vengar la muerte de su padre.

 

Secreto y poder

Otra de las múltiples leyendas de esta diosa enfatiza su aspecto mágico. Se trata de aquella en la que Isis intenta obtener el nombre secreto del dios solar Ra empleando sus poderes ocultos. Ra se encontraba decrépito e Isís aprovecha la ocasión para crear una serpiente mágica con barro Y saliva que muerde al dios sol. Enfermo v con fuertes dolores, Isis promete curarle con sus dotes mágicas, siempre y cuando Ra le revele su nombre secreto, aquel nombre inconfesable que confiere un enorme poder.

En un intento de no perder su poder, Ra le da varios nombres, pero entre ellos no está el que la diosa requiere. Sin dejarse engañar insiste en que para sanarle ha de saber su verdadero nombre secreto, y finalmente Ra accede, haciéndole jurar que tanto ella como su hijo Horus jamás revelarán el secreto. De este modo Isis se convierte en una divinidad muy poderosa v a veces temible. Es realmente curioso que en esta historia Isis se presente corno una entidad despiadada, casi cruel en lugar de la amorosa madre que es su papel más común.

 

 
    Isis también es mucha vezes represantada sentada y ostentando un tocado con el disco solar, ya que ella es hija de Ra, el dios Sol. Podemos ver igualmente las alas de milano, simbolizando su maternidad, o sea, que está abriendo sus brazos para bendecir sus devotos

 

Grande en magía 

Isis es una de las divinidades más populares y entrañables del panteón del Egipto faraónico, Es por excelencia el modelo de madre y por tanto de fertilidad, esposa ejemplar y arquetipo del amor. Forma triada con su compañero Osiris y su hijo Horus, hecho por el cual se la considera madre simbólica del rey, ya que a éste, a su vez. se le identifica mientras vive con Horus. La triada es un conjunto de dioses agrupados formando una estructura familiar (usualmente, padre, madre e hijo), que simboliza el modelo ideal de relación/convivencia que los antiguos egipcios extrapolaron a sus divinidades. Al parecer de este pueblo, la situación ideal de cualquier humano era la fundación de una familia y, en consecuencia, la pervivencia de su estirpe a través de la procreación.

Diosa Isis (tumba de Tuia, madre de Ramsés II.

 

 

 

 

Esta deidad representa otros conceptos importantes, tales como la magia. Por ello se la denomina "Grande en magia", enfatizando su aspecto protector del joven Horus. En esta faceta es también una diosa conectada con la medicina, a la que se invoca para obtener la curación. Además, Isis está relacionada con el concepto de regeneración/creación a través del culto agrado al que se encuentra estrechamente ligada.

Otra de las identificaciones de Isis se relaciona con la estrella Sopdet o Sepedet, la Sothis o Sirius de los textos grecorromanos, aquella que para los egipcios guiaba al rey difunto por el Más Allá y a la que él se unía cuando aparecía como estrella de la mañana completamente rejuvenecido después de haber salido victorioso de] ciclo nocturno, En esta función ella era la responsable de marcar el inicio de la crecida y por tanto del año nuevo, mientras que su esposo Osiris se relacionaba con Orión. Es precisamente en este aspecto bajo el que se identifica con la fertilidad/fecundidad, con la agricultura y con el tiempo horario.

                                                            Isis Fortuna. o Tyqué. Museo Vaticano.

 

 

Isis es simultáneamente esposa y hermana gemela de Osiris y juntos representan la personalización del principio histórico y del orden político. Ambos son hijos de Geb la tierra de Egipto) y de Nut (la bóveda celeste) y tiene por hermanos a otra pareja de gemelos: Neftis (crónica de su hermana Isis) y Seth, divinidad relacionada con el desierto y la esterilidad que, aunque simbolice aspectos negativos, es necesaria para el buen funcionamiento y b estabilidad del cosmos, para la existencia del bien y del mal. Todos ellos habrían nacido durante los días epagómenos.

Los centros religiosos más importantes se encontraron en Abidos, Behbeit el-Haggar, Sebennitos, Coptos, Dendera, Tafa, Ajuala, Dendur, Dakka, Debod, Filas(Philae o Filas ) , Abu Simbel, Buen, en la alta Nubia, y en el oasis de Jarga.

Su culto se extendió por todo el Mediterráneo resistiendo el auge del Cristianismo hasta el siglo VI d.C. Fue la única deidad que se mantuvo durante el Imperio Romano, hasta que su culto fue prohibido en el año 535, en época de Justiniano.
Los primeros cristianos la asimilaron  iconográficamente, según todas las teorías ( aunque no existe ninguna evidencia iconográfica ) a la Virgen María, inspirando sus imágenes en la función maternal y proteccionista de la diosa Isis con su hijo  Horus niño.

 

 
El templo de Philae (FIlé o Filas ) es uno de los cuatro templo y lugares donde suceden los acontecimientos de la Leyenda de Isis, Osiris y Horus. De los Hijos del dios Ra, El aire y la Humedad (Shu y Tefnut), nacieron dos divinidades que eran (Geb, el dios de la tierra) y Nut, la diosa del cielo. Estos dos engendraron cuatro Osiris, Isis, Seth y Nefthis. Osiris y sus hermanas Isis y Nefthis representaban el bien, mientras Seth representaba el mal. Osirsi al ser hijo mayor y favorito de los dioses, reinaba en la tierra, enseñando a los humanos, la agricultura, la escritura y la civilización. Mientras su Hermano Seth, se revolvía de envidia. Seth maquinó para asesinar a su hermano y gobernar sobre Egipto.

La fiel esposa Isis resucitó a su marido en Abydos (Primer templo de la historia, y ahí concibió a su hijo Horus.

Isis Tuvo que refugiarse en la isla de Philae (Segundo templo de la historia)

para proteger y criar a su hijo. Horus creció, desafió a su tío y le venció en Edfu (Tercer templo de la historia. Horus Reinando sobre Egipto y dios sobre la tierra, se esposó con Hathor cuya morada era en Dendera (cuarto templo de la historia).

Aparte de ser dedicado básicamente al culto de la diosa Isis, diosa de la magia y diosa universal, símbolo de la vida, protección y fertilidad, el templo era en la antigüedad, santuario del dios Khnom, el dios creador alfarero y dios de las cataratas y las fuentes del nilo.

También la zona era la morada de Hapy, el dios del Nilo, dios hermafrodita, de entre sus manos fluían sus aguas y en sus palmas traería el bienestar o las desgracias.

En época grecorromana, se le consagró un quiosco en el templo de Hathor en Dendera, donde una vez al año la imagen de Isis era expuesta a los rayos del sol para su regeneración.
En la dinastía XXI fue adorada en Guiza donde poseía un templo bajo la fórmula de "Isis Señora de las Pirámides", permaneciendo su culto hasta el Período Ptolemaico.

 

 

 

 

En España existen evidencias del culto a Isis a través del mundo griego (por ejemplo en Ampurias) y romano. Este último se evidencia desde la segunda mitad del siglo I a.de C., habiéndose introducido desde Roma, a través de comerciantes y romanos instalados en Hispania y transmitido sobre todo por las mujeres. En un primer momento es de aceptación popular para luego trasladarse hasta las capas más altas de la población. Es posible que la fecha para centrar la introducción de Isis en España sea bajo Calígula o Claudio. Los últimos documentos relacionados con seguridad, en relación al culto a Isis en España, datan de la primera mitad del siglo III d. de C.

Por todo ello, debemos distinguir, en opinión del estudiosos J. Alvar, entre un culto organizado, que se centra sobre todo en Emérita Augusta (Mérida), Igabrum (provincia de Córdoba) y Valentia (Valencia) y devotos ubicados principalmente en Legio (León), Astúrica Augusta (Astorga), Torre, Acci (Guadix), Saguntum (Sagunto) y Tarraco (Tarragona). Además de diversos puntos donde se han hallado algunos materiales isíacos tales como, por ejemplo, Clunia (provincia de Burgos), Segóbriga (provincia de Cuenca), Córduba (Córdoba), Itálica (provincia de Sevilla), Hispalis (Sevilla), Gades (Cádiz), Polentia (Baleares), Beniparaxet (Baleares), etc,

___________________Isis-Fortuna

BIBLIOGRAFÍA

ALVAR, J.: "El Culto a Isis en Hispania" en La Religión Romana en Hispania, Symposio sobre la religión romana en Hispania,  C.S.I.C. Madrid 1981.

APULEYO: La Metamorfosis o EI Asno de Oro. Bacelona 1991

HART,

HERÓDOTO: Historia (Libro II) Madrid 1984.

MURPHY, E: The Antiquities of Egypt. A translation with notes of Book of the Library of History of Diodorus Siculus (libro I).New Brunswick 1990.

PLUTARCO: Obras Morales y de Costumbres (Sobre lsis.v Osiris). Ed., de .Manuela García Valdés. Torrejon de Ardoz, Madrid 1987.